Como clínica con servicio de urgencias veterinarias en Alcorcón, sabemos que la diabetes felina es una enfermedad peligrosa que, por desgracia, es cada vez más habitual entre los gatos domésticos. Esta enfermedad puede tener diversas causas como un peso excesivo, factores genéticos, pancreatitis o incluso la reacción a algunos medicamentos.

Los gatos machos castrados de más de cinco kilos de peso son el principal grupo de riesgo, pero se trata de una enfermedad que puede afectar a cualquier gato. La prevención y el seguimiento veterinario, junto con unos hábitos saludables, son fundamentales para preservar la salud de nuestros felinos y evitar sustos. Por ello, te recomendamos visitar tu clínica con servicio de urgencias veterinarias en Alcorcón si tu gato presenta alguno de estos síntomas característicos de la diabetes:

- Micciones mucho más frecuentes. ¿Tu gato orina más de lo habitual? En caso de diabetes, los riñones tratan de eliminar el exceso de glucosa del cuerpo y esto aumenta la frecuencia de sus micciones.

- Sed constante. Como consecuencia de lo anterior y para reponer los líquidos perdidos con el incremento de las evacuaciones, el gato bebe mucho más de lo habitual.

- Debilidad muscular. Puede manifestarse como debilidad de los cuartos traseros y provocar, por ejemplo, dificultad a la hora de saltar o incluso de entrar y salir de la caja de arena.

- Pelaje apagado, fosco y seco que se enreda y presenta un mal aspecto general.

- Apatía o actitud más aletargada de lo habitual.

- Repentina pérdida de peso.

- Apetito descontrolado.

Si crees que tu gato presenta alguno de estos síntomas, no dudes en visitarnos en Centralvet, estaremos encantados de hacerle un chequeo a tu mascota y de resolver todas tus dudas y preocupaciones, pues la información al cliente es una de nuestras prioridades. También tenemos un amplio surtido de productos de alimentación aptos para el gato diabético.